Años de esfuerzo les permitió a las mujeres tener reconocimiento también en el béisbol

Una de las protagonistas en este ámbito fue sin duda Ila Borders, la primera en jugar béisbol profesional en Estados Unidos.

Foto: EFE.

The Colorado Silver Bullets fue el primer equipo femenino donde se enfrentaron a clubes masculinos

La historia del béisbol femenino se remontar hacia 1866, en Nueva York, con el equipo Vassar College, el primero formado por mujeres que pisó un el diamante. Décadas más tarde, específicamente el 30 de mayo de 1943 nació la All-American Girls Professional Baseball League (AAGPBL), con cuatro equipos que la conformarían.

En 1948 cinco pueblos dominicanos, Moca, San Francisco de Macorís, Barahona, La Romana y Montecristi comenzaron prácticas de béisbol femenino, siguiendo lo que sucedía en Estdos Unidos. En aquel entonces existían los que creían en el derecho a la inclusión de mujeres en el deporte, pero había quienes presumían que podrían perder su feminidad y, a medida que fue creciendo su participación en el béisbol, la oposición aumentaba. Sin embargo, las dominicanas lucharon por ganarse un espacio en la sociedad, y lo lograron.

En 1994 nació el primer equipo de béisbol de mujeres, llamado The Colorado Silver Bullets, donde las jugadoras tuvieron un contrato salarial de 20.000 dólares para jugar contra equipos masculinos de aficionados, universitarios, semi-profesionales y militares, aceptando también representar al territorio estadounidense en torneos olímpicos.

Para aquel momento, el equipo femenino captó la atención de los medios de comunicación, siendo las protagonistas de portadas de prestigiosos diarios como Newsweek o NBC, jugando 50 partidos anuales en varias ciudades de Estados Unidos. En su trayectoria, que fue por un período de tres años y medio, 60 de sus equipos fueron televisados.

Su paso por el béisbol permitió que Silver Bullets fuese reconocido por el Congreso de Estados Unidos por su contribución con el deporte femenino. Donna Lopiano, doctora y presidenta de la Women’s Sports Foundation, fue la lanzadora estrella de las Pequeñas Ligas.

Rompiendo barreras

Dentro del béisbol, las mujeres también han roto barreras y una de las protagonistas en este ámbito fue sin duda Ila Borders, la primera en jugar béisbol profesional en Estados Unidos y, por si fuera poco, tuvo la oportunidad de llegar a las Grandes Ligas.

Su carrera como pitcher comenzó en el béisbol colegial, pero mantuvo su objetivo en mantener su carrera a nivel profesional, de esa manera, en 1997 Ila fue firmada por los Saints de Saint Paul, equipo de liga independiente. Y la historia plasmó en sus páginas, el 31 de mayo de 1997, como el día en que se convirtió en la primera mujer en jugar en una liga profesional.

En menos de un mes, Borders fue trasladada a los Dukes de Duluth, con una temporada que finalizó sin decisiones, con una efectividad de7.53 en 15 juegos. En 1998 volvió a Duluth donde tuvo la oportunidad de ser la abridora, el siete de julio de ese año, la primera en el béisbol profesional. Sin embargo, su victoria no llegó sino hasta el 24 de julio, con un resultado 3-1 contra Sioux Falls Canaries.

Hitos recientes

La Asociación Nacional de Béisbol Superior Femenino (WNABA) se creó en 1994 en los estados Unidos, e inmediatamente se organizó con 16 equipos de mujeres una serie mundial femenina en Arizona. Tres años después se forma la Ladies League Baseball.

Por primera vez en 2015 se incluyó el béisbol femenino en los Juegos Panamericanos en Toronto y los cinco países que participaron fueron Estados Unidos, Canadá, Venezuela, Cuba y Puerto Rico, donde Estados Unidos ganó la medalla de oro.