Cambados | Un pueblo de la costa de Galicia con gran valor cultural y vino

Fue elegida en 2017 como Ciudad Europea del Vino

Foto de El viaje de Sofi

EnEspañol24.com.- En la costa de Galicia y en la parte central de las Rías Baixas, específicamente en la provincia de Pontevedra, está Cambados un pueblo marinero, elegante y rodeado de un entorno natural verdaderamente alucinante.

En esta preciosa villa costera son cosechados los mejores vinos blancos del mundo, tanto así que de acuerdo con Imanes de Viaje, fue elegida en 2017 como Ciudad Europea del Vino. 

Pero también tiene un patrimonio cultural de gran valor, pues conserva en muy buenas condiciones su centro y cada rincón histórico que posee.

Por lo que a continuación te indicaremos siete lugares que debes conocer si visitas Cambados:

Plaza de Fefiñáns

Esta plaza, de 2.500 metros y que data del siglo XVI, es considerada como el centro del casco viejo de este pueblo y las más bonito, en sus alrededores hay diversos monumentos de interés  y edificios de gran importancia como el Arco Puente y la Iglesia de San Benito.

Aunque lo que más llama la atención es el Pazo de Fefiñanes que es un gran palacio de estilo renacentista de ese mismo siglo, que en la actualidad acoge en sus instalaciones dos bodegas de vino Albariño: la Bodega Palacio de Fefiñanes y la Bodega Joaquín Gil de Armada.

Ruinas de Santa Mariña do Dozo

A las afueras de Cambados están las ruinas de Santa Mariña do Dozo, un lugar difícil de olvidar por lo impresionante belleza debido a su estado y por estar al lado de un pequeño cementerio obteniendo así un aura de misterio alucinante.

Fue construido en el siglo XII sobre un templo románico que se mezcla con el estilo gótico y renacentista.

Mirador a Pastora

Cerca de las ruinas de Santa Mariña do Dozo, aproximadamente a unos 10 minutos,  está este mirador desde donde se puede obtener una muy buena vista del propio pueblo y la ría de Arousa, la mayor de las rías de Galicia.

Paseo Marítimo

Este es un paseo que inicia en el Molino de Mareas de A Seca para pasar por O Grove, La Toja y, por supuesto, las míticas bateas o mejilloneras de las Rías Baixas.

Torre de San Sadurniño y barrio de San Tomé

Este fue un viejo barrio de pescadores con sus casitas bajas y calles empedradas, que tiene un gran tesoro la isla de A Figueira, un pequeño pedazo de tierra unido al continente por un puente de piedra y en la que aún sobrevive la Torre de San Sadurniño y los restos de lo que en su día fuera una fortaleza defensiva.

En el lugar también se pueden disfrutar de playas que tienen monumentos como el Pazo de Montesacro y el pintoresco Museo Casa do Pescador, este último resulta ser una casita cubierto de conchas de verdad encantadora y donde exponen las costumbres de sus antiguos habitantes.

Bodegas y viñedos

Al ser la capital del vino albarino es bueno visitar los grandes campos de viñedos y bodegas, de vinotecas y multitud de locales donde degustar un buen vino de esta localidad gallega.

Así que puedes visitar las bodegas del espectacular Palacio de Fefiñanes, pero hay muchísimas más que podrás erncontrar en el Ayuntamiento de Cambados. Y como también puede incluir en la lista al Museo Etnográfico do Viño, situado justo al lado de la Iglesia de Santa Marinha.

Referencia