25 de febrero de 2024

NASA prevé que el módulo Nova-C llegue a la superficie lunar el 22 de febrero

Enespanol24.com La NASA planea colocar el módulo Nova-C en la superficie lunar el 22 de febrero, tras despegar hacia mediados de ese mes en una fecha aún por confirmar, confirmó este miércoles la agencia aeroespacial estadounidense.

El módulo lunar Nova-C, construido por la firma privada Intuitive Machines, ya se encuentra en el interior del carenado de un cohete Falcon 9 de SpaceX, sobre el que despegará desde el Centro Espacial Kennedy, en Florida (EE.UU.), reveló la NASA durante una teleconferencia.

El vicepresidente de Sistemas Espaciales de Intuitive Machines, Trent Martin, señaló hoy que tienen que fijar con SpaceX la fecha del lanzamiento, para el cual hay una ventana de tres días, y que sea cual sea dentro de ese margen prevén que el módulo llegue al polo sur de la Luna el 22 de febrero.

El módulo, que ha sido llamado Odiseo (Odysseus), transportará seis cargas de la NASA con instrumentos para investigaciones y pruebas tecnológicas en la superficie lunar, las cuales allanarán la labor de las tripulaciones de las futuras misiones Artemis.

Gracias a la carga del módulo, la agencia espacial podrá estudiar el clima espacial y las interacciones de la superficie lunar y hacer pruebas de tecnologías de aterrizaje de precisión para futuros sistemas de navegación autónoma.

De llegar a su destino, el Nova-C será el primer módulo privado que llegue a la Luna.

Este mes de enero, el módulo lunar Peregrine, de la firma Astrobotic, no logró encaminarse hacia el satélite terrestre poco después de despegar desde Cabo Cañaveral (Florida), y diez días después del lanzamiento se incendió al entrar a la atmósfera terrestre.

La misión Peregrine Uno (PM1) fue lanzada el 8 de enero pasado sobre el nuevo y poderoso cohete Vulcan Centaur de United Launch Alliance (ULA) desde la Estación de la Fuerza Espacial de Cabo Cañaveral, pero a las pocas horas empezó a perder energía.

A pesar de que los ingenieros de Astrobotic trabajaron para salvar la misión, la nave se quedó sin energía para llegar a la superficie lunar y convertirse en la primera nave estadounidense en alunizar desde 1972, cuando concluyó el programa Apolo.

Tanto el Peregrine como el Odiseo Peregrine se han desarrollado bajo el programa Commercial Lunar Payload Services (CLPS) de la NASA, con el que encarga a compañías aeroespaciales el envío de pruebas y experimentos al satélite terrestre. EFE