Precio medio del crudo OPEP subió un 43% en 2022, hasta 100,08 dólares/barril

Al finalizar las operaciones en la Bolsa Mercantil de Nueva York (Nymex), los contratos de futuros del petróleo intermedio de Texas (WTI) para entrega en septiembre sumaron 2 dólares con respecto al cierre anterior. En la imagen un registro de archivo de un operario en un yacimiento de petróleo. EFE

Enespanol24.com – El crudo de la OPEP se vendió en 2022 a una media de 100,08 dólares por barril, un 43,19 % más que el promedio anual de 2021 (69,89 dólares), según los datos publicados este martes por el grupo petrolero en su página web.

Tras diez días de pausa, la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) actualizó hoy las cotizaciones de su barril referencial -una canasta de trece calidades de crudo, una por cada país miembro-, correspondientes a las últimas sesiones de 2022.

El precio del barril OPEP terminó el año al alza, al situarse el 30 de diciembre en 81,29 dólares, un valor con el que superaba en un 1,1 % al de la jornada anterior y en un 4,25 % al de la última jornada hábil de 2021 (77,97 dólares).

Concluyó así con una apreciación relativamente moderada en comparación con las fuertes subidas que registró a lo largo del año, en medio de una volatilidad extrema, atizada sobre todo por las incertidumbres sobre la evolución de la invasión rusa en Ucrania y de la pandemia de covid-19 en China.

El temor a problemas de suministro de hidrocarburos desatado por la invasión rusa y las severas sanciones impuestas por Occidente a Moscú fue el principal factor del encarecimiento.

El precio del barril OPEP comenzó 2022 cotizando a 77,86 dólares y tras una sostenida tendencia alcista, se disparó tras el inicio de la guerra, el 24 de febrero, hasta el pico de 128,27 dólares el 9 de marzo, su máximo nivel del año.

No volvió a quedar por debajo de los 100 dólares hasta el 17 de agosto, y tocó su mínimo anual, de 74,66 dólares, el 9 de diciembre.

Con el abaratamiento perdía todo lo ganado en los meses anteriores, atribuido al miedo a la recesión, en especial en China por los brotes de covid, así como a los efectos de las subidas de los tipos de interés y la apreciación del dólar.

Liderada por Arabia Saudí, la OPEP reafirmó y extendió en octubre hasta fines de 2023 su alianza con Rusia y otros nueve productores, sellada en 2016 para defender el precio del petróleo.

Con ese mismo objetivo, la alianza OPEP+ adoptó un fuerte recorte de producción, de 2 millones de barriles diarios, que sigue vigente en la primera mitad de este año.

El promedio anual del precio del crudo de la OPEP no había superado la barrera psicológica de los 100 dólares desde 2013, según los datos de la organización con sede en Viena. EFE