Uruguay debe desmarcarse del Mercosur para TLC con China, afirman expertos

Fotografía de archivo en la que se registró al director del Instituto de Negocios Internacionales de la Universidad Católica de Uruguay, Ignacio Bartesaghi, quien afirmó que Uruguay debe diversificar sus relaciones internacionales y no esperar "milagros" del Mercosur. EFE/Jaime León

Enespanol24.com– Uruguay debe diversificar sus relaciones internacionales y no esperar “milagros” del Mercosur para el avance en las negociaciones para la firma de un Tratado de Libre Comercio (TLC) con China.

Así lo afirmó este viernes el director del Instituto de Negocios Internacionales de la Universidad Católica, Ignacio Bartesaghi, durante una conferencia impulsada por la Cámara Española de Comercio, Industria y Navegación de Uruguay (Camacoes).

Bartesaghi aseguró que, si bien hay que seguir dialogando con los “vecinos”, en referencia a los principales países del Mercado Común del Sur (Mercosur), Uruguay no puede esperar de ellos estabilidad en un contexto económico global marcado por la inflación y la incertidumbre.

Por su parte, el decano de la Escuela de Negocios de la misma universidad, Marcos Soto, recordó que el ingreso de Uruguay al Mercosur se dio para poder tener comercio libre “en el barrio” y para aumentar el poder negociador.

Soto indicó que este último objetivo no se ha cumplido y que el Mercosur ha sido “una mochila de piedras”.

El acuerdo comercial con la Unión Europea, rubricado en 2019 pero del que falta su ratificación por todos los Estados miembro, es un “síntoma claro” de los problemas del bloque para concretar convenios internacionales, ilustró el director de la Escuela de Negocios.

Ambos coincidieron en que esta realidad del Mercosur se da por la “economía endogámica” de Brasil, que hace que no asuma un liderazgo claro en este tipo de acuerdos, y la situación económica de Argentina, un país “quebrado”.

Soto expresó que el Mercosur quiso hacer “en poco tiempo” lo mismo que la Unión Europea, es decir, liberar el comercio entre los países que integran el bloque y generar una política común frente al mundo.

A su entender, este modelo de bloque es “muy rígido” para Uruguay y recomendó adecuar el Mercosur hacia un bloque funcional para todos los Estados parte poniendo como ejemplo a la Alianza del Pacífico, un organismo que fomenta el comercio pero en el que la política frente al resto del mundo es individual de cada país.

Asimismo, Bartesaghi auguró además un “Mercosur complicado” para este periodo de presidencia pro tempore de Uruguay puesto que, si se confirma la victoria de Luiz Inácio Lula da Silva en Brasil en las elecciones de octubre, el bloque va a “politizarse” con el ingreso de Bolivia y la presión para que Venezuela sea nuevamente integrado.